Tuesday, December 20, 2005

CANARY


Mi vinculación con el cine japones es casí efimera, salvo Kitano, Kitamura y un poco de Miike, conozco poco de su pasado y su presente, me resulta, en mi modesto parecer, un cine muy interesado en lograr la excelencia artistica por parte de sus directores noveles, como si todas sus peliculas estuvieran destinadas a buscar ganar festivales, impregnandose a la gran mayoria de sus cintas, ese ritmo lento de imagenes que intentan retratar la realidad de una manera angustiantemente pasiva.

Ojo, que no reniego de ese tipo de cine, siempre que vaya unido con una interesante historia, sin embargo, esta pelicula no es el caso que trato de reflejar en mi reseña, sino esta es una de esas escasas peliculas que tratan de romper la monotonia y costumbrismos del Cine Japones.

Canary (o Kanaria) no es una historia sencilla, en primer lugar, nos situa en la vida de un niño de 12 años practicante del culto Nirvana (Secta religiosa que se atribuyo en japón un atentado con Gas Sarin en el Metro de Tokio), obligado por su madre a separarse de su menor hermana, decide rebelarse a la imposición de este dogma y escapa de estas cadenas religiosas esclavizantes en busca de una hermana que ha sido arrebatada por sus propios abuelos.

En su camino y busqueda, se cruza una menor de 12 años, llamada Yuki, maltratada por su padre y dedicada a la prostitución infantil, la cual a punto de ser violada, es "rescatada" milagrosamente por Kioshi.

Así ambos niños, inician una especie de road movie, hacia Tokyo con la finalidad de encontrar a la menor hermana de Kioshi, en donde cada uno con sus codigos morales, intenta lograr sobrevivir en el camino, uno con sus trabas impuestas por el culto extremista y la otra con las posibilidades que le da el reconocerse mujer a pesar que este encerrada en el cuerpo de una niña pero que sin embargo su coraza se encuentra resquebrajada por falta de afecto.

Dirigida por Akihiko Shiota, esta pelicula es una historia pesada pero lo suficientemente agil y dinamica para entenderla sin perder ese preciocismo en sus imagenes y dialogos que la hacen una pelicula más que interesante. Shiota sabe reflejar los problemas de la niñez y como el ambiente adulto los transforma, para bien o para mal, sin embargo, ellos tienen que ser capaces de tomar sus propias decisiones sobre su futuro.

Muy recomendable para los que quieren ver un drama serio y además con tanta pasión que nos retrata a la sociedad japonesa como es, ultra conservadora, pero que a la vez esconde en sus investiduras las perversiones, miedos e intolerancias mas calcificantes que afectan a estas minorias infantiles en el japón, es decir, hijos de la violencia, tanto en la violencia religiosa como la violencia sexual.

De lo unico que puedo quejarme, es del final de la pelicula, un poco acelerado y previsible y muy salido de cuentos de hadas, es decir, todos felices y contentos, poco creible teniendo en cuenta lo dificil que seria en la vida real, el sostenimiento de estos dos niños.

En sintesis, una de las mejores peliculas japonesas del año que realmente me han impactado y de la cual consideró debe ser vista para conocer una realidad del Japón como lo es, el matrato y explotación de menores pero desde un punto de vista, contemplativo sin prejuicios ni juzgamientos morales, como bien se dice en una de las partes de la cinta, cada uno escoge su camino y su destino.

Chowfanmometro: 8.4/10

LINK: http://www.shirous.com/canary/index.html

2 comments: