Monday, June 02, 2008

THE MACHINE GIRL

Si ayer comentabamos el trabajo de Miike en Crows Zero y toda la estela que ha dejado su trabajo, quiero presentarles al alumno aplicado, al que busca con poco hacer mucho, el que llena la pantalla de sangre, personajes bizarros y chicas guapas, un emulo de los Tarantino y compañia, el japones Noboru Iguchi.

Se que es una presentación demasiado rimbombante pero despues de ver The Machine Girl, solo me ha quedado en la cabeza una cosa, la capacidad de reciclar diversos generos como el sexplotation de los 70, el cine de yakuzas y de colegiales de los 80, la comedia bizarra, el gore y la violencia extrema, en un hibrido dificil de calificar pero, en desmedro de esta, muy facil de desechar.

Es que los plagios (o quizas homenajes) son demasiados en esta cinta, la presentación de la cinta, un hibrido de Kill Bill y la ultima de este director americano Grindhouse, en cuanto a coreografia de acción y el uso de los créditos y la escena en la que se enfrenta nuestra heroina a la madre de uno de sus victimas y esa risa nerviosa que nos recuerda a Audition de Takashi Miike y todo ese Gore y sangre que nos trae a la memoria a Ichi The Killer, la escena final emulando a Kitamura en Alive, es lo que hace que este tipo mas que director de cine, sea denominado un reciclador, un director capaz de agarrar todas sus influencias y meterlas a la licuadora y servir el resultado directo a la cara, sin medias tintas a lo que salga y es que quizas en ello, radica lo que deja finalmente esta The Machine Girl: o la odias o la disfrutas.


Iguchi intenta hacer cine gore con algo de contenido, una historia de venganza demasiado simple, una chica estudiante en japón ve como su hermano es asesinado por el hijo de un jefe Yakuza, a raiz de ello, decide vengarse pero es mutilada por la familia criminal que no le da muerte y la deja con vida, con una segunda oportunidad esta joven intentará acabar con todos los que tuvieron que ver con la muerte de su hermano.

Con actores que parecen principiantes y una edición casi desordenada, la cinta transcurre entre desmembraciones, ninjas, padres asesinos, sangre a borbotones, torturas y muerte, pero con un toque de humor tan bizarro y extraño que jamas llegas a sorprenderte con una escena fuerte, es mas causa admiración que con efectos tan pauperrimos el director haya logrado su cometido, el de por lo menos entretener.

Digamos que la pelicula ni me perturbo, me mantuvo entretenido y jamas paso a sorprender ninguna escena en particular, es mas en su segunda parte ya llega a ser un sin sentido, los sostenes con taladros, la sopa de cabeza y los ninjas juveniles no es algo que busque en el cine asiatico contemporaneo. Otro ejemplo que, a veces no tomamos en cuenta y nos dejamos llevar, no todo lo de Asia es bueno y hoy en dia, los gringos estan obnubilados cualquier producto mas o menos diferente al cine que se hace en occidente, es materia de difusión engrandeciendo una pelicula que, de ser occidental, seria desmembrada sin compasión como muchas escenas de esta cinta. Un producto de clase B que por marketing la quisieron hacer pasar como gato por liebre. Regular a punto de asesinarla.

Chowfanmometro: 4.3/10

No comments:

Post a Comment