Tuesday, March 17, 2009

PEPPERMINT CANDY



Corea del Sur, 2000



Dirigida por Lee Chang-dong


Todos somos presa de nuestro pasado, arrastramos miedos, temores y dudas que pueden hacer que el futuro sea devastador, de esta premisa surge la idea basica de Peppermint Candy, una cinta que estudia los origenes de una vida miserable durante 20 años a la vez que resulta ser una cronica de lo que sucedio historicamente en esa epoca en Corea del Sur, todo bajo los ojos de nuestro protagonista y el devenir de un tren durante ese lapso de tiempo.

Kyung-gu Sol es el hombre de mediana edad que despierta a orillas del rio Han, aparentemente ebrio y bien vestido en una reunión de su escuela en el pasado, allí el tipo irascible y hasta desquiciado ataca a sus amigos y se sube a las vias del tren que cruza el rio, allí luego de las advertencias el tren lo arrolla mientras suplica a su destino que quiere volver.

Aqui, es donde parte la cinta, de presentarnos a un hombre destruido, abatido y miserable, que se encuentra devastado por hechos que devienen del pasado y que son narrados una vez el tren que lo asesina se va alejando como llevandonos a los inicios de la vida de este hombre. Son siete episodios que marcan la vida de nuestro protagonista, la infidelidad de su esposa, la imposibilidad de decirle lo que siente a su primer amor, la miseria y caida financiera en su negocio, la brutalidad policial que lo destruyo moralmente al ser un torturador de universitarios, entre otras cosas, hacen que la vida de este hombre sea patetica, compasiva y deningrante, cosa que el director comparte con nosotros para entender la decisión del protagonista de quitarse la vida.



Chang Dong imparte una lección de cine, al jugar de una manera astuta con los lazos argumentales, te lleva a retazos de la vida del protagonista sin ninguna evocación lineal tan sólo te muestra causas del efecto inicial de la cinta pero final de la vida del protagonista, es decir su muerte.

Dura, cruda y real, Peppermint Candy es un repaso por la angustia de un ser humano comun y corriente cuando ve pasar todas sus esperanzas destruirse a lo largo de su vida, una forma narrativa convincente como cuando a las puertas de la muerte todo pasa por tu cerebro como una pelicula, es decir, quizas esta es la mejor forma de describirla, a veces, la vida es una mierda.

Chowfanmometro: 7.8/10

2 comments:

  1. El cine de la factura de Chang-dong está en los primeros puestos de Corea. Creo que no existe una película regular dentro de su filmografía; o son muy buenas o sobresalientes.
    En "Peppermint Candy" el manejo psicológico sobre el concepto de "el "tiempo" para el ser humano, es brillante.
    Mediante los recursos cinematograficos empleados posibilitó encarnar la angustia que
    está dada por el paso del tiempo para un ser finito como es el hombre y la imposibilidad de echar pie atrás.
    Una gran película. Concuerdo plenamente con tus palabras.

    Saludos.

    ReplyDelete
  2. I love the candies and to share it with my boyfriend in a speciall time. Actually when he buy viagra we share not only our candies but a great time together. I really love it!!! for me the candy are very delicous.

    ReplyDelete